Maria Montessori no habló directamente de colecho, y seguramente en su época no existía esa palabra, pero en sus libros podemos intuir que dentro de la filosofía montessori el colecho tiene cabida.

Ella cuenta que cuando un bebé nace, debe permanecer con su mamá todo el tiempo posible, y no debe haber nada que sea un obstáculo para su adaptación. También cuenta que durante los primeros meses, bebé y mamá se tienen que considerar como dos partes inseparables y vitalmente conectadas. 

Estas reflexiones nos llevan a pensar que lo más lógico, durante los primeros meses de vida de un bebé, es que éste duerma al lado de su mamá, que pueda amamantarse cuando necesite de la forma más fácil, que pueda sentir su calor y su respiración… Así pues, el colecho tiene todo el sentido si pretendes seguir la filosofía montessori.
el colecho tiene todo el sentido si pretendes seguir la filosofía montessori.

A medida que tu bebé empiece a ser más independiente, el colecho pasará a ser opcional. Lo esencial será darle la libertad para elegir si desea dormir solito en su dormitorio o si aún quiere dormir al lado de sus papás. En ese caso, y si los papás también están de acuerdo, no hay problema para seguir practicando colecho, pero entonces deberemos ofrecerle facilidades para que pueda subir y bajar solito de la cama, que generalmente es alta. Por ejemplo, podemos poner una banqueta a modo de escalera para que pueda subir y bajar cuando quiera. 

Al fin y al cabo, la filosofía montessori se basa en darle la mayor autonomía al niño/a, más allá del lugar donde duerma. Si la cama es alta pero le enseñamos a subir y bajar usando la banqueta, no habrá ninguna incongruencia, todo lo contrario. Estaremos dándole la seguridad que necesita y la libertad que requiere.

Dicho esto, vamos a ver las posibilidades que tenemos para practicar colecho.

1. Minicuna de colecho

La minicuna de colecho es una cunita pequeña, generalmente de 90 cm de largo por unos 60 de ancho (algunas son más anchas y pueden llegar a 70 cm. Otras, al contrario, son más estrechas y se quedan en unos 50 cm de ancho). 

El ancho dependerá del espacio disponible en el dormitorio, y del tiempo que queramos usar la minicuna antes de pasar al siguiente tipo de cama, que puede ser una cuna de colecho grande o una camita con protector lateral, por ejemplo.

Las minicunas de colecho tienen una de las paredes laterales abatibles. Algunas se bajan con cremallera, y otras son de madera y se pueden quitar por completo.

Lo importante, sea como sea, es que dispongan de un sistema de amarre para sujetarla a la cama de matrimonio. También es importante asegurarse que tiene varias alturas, para que podamos ponerla a una altura lo más parecida a la de nuestra cama, y que se vea como una extensión de la misma.

Generalmente las minicunas tienen dos patas en forma de T invertida, por lo que suele ser fácil acercarlas a la cama de los papás y que ambos colchones queden muy cerquita. 

Aquí hay los modelos que más me gustan y que mejor cubren todos estos aspectos:

Chicco Next2me
Esta minicuna de colecho es una de las más conocidas. De buena calidad y con un diseño muy práctico, además de ser muy bonita. Se puede poner a 6 alturas diferentes. El colchón de la minicuna quedaría a 35 cm en su posición más baja, y a 52 cm en su posición más alta. Se puede inclinar ligeramente, y tiene ruedas en uno de los lados por si la queremos desplazar por la casa fácilmente. Se incluye el colchón a juego y una bolsa de transporte. También trae las correas para anclar la minicuna a la cama de matrimonio. Sus medidas son 94 cm de largo por 69 cm de ancho.
Kinderkraft Neste
La marca Kinderkraft no es tan conocida en España pero es de muy buena calidad y su precio es más competitivo que la Chicco. No lleva ruedas, por lo que no es tan práctica si quieres moverla por la casa, aunque pesa poquito y trae unas asas de transporte que lo facilitan. Se acopla a la cama de los papás con unas correas, y tiene 5 niveles de altura, la mínima a 35 cm, y la mayor 47 cm. Como en la Chicco, se baja y sube la pared lateral con una cremallera. Incluye el colchón, la sábana de algodón y la bolsa de transporte. Sus medidas, una vez colocada, son: 102,5 cm de largo x 68,5 cm de ancho.
Asalvo 13958
Esta minicuna es de una calidad similar a las anteriores y con las mismas funcionalidades (correas, altura regulable, ruedas…) Se ajusta a 5 alturas distintas, la más alta es de 50 cm. Esta no se puede inclinar. Trae el colchón y un edredón tipo nórdico. Las medidas de la minicuna una vez montada son 90 cm de largo x 50 cm de ancho, es decir que es un poco más pequeña que las anteriores, ideal para espacios reducidos.
Teeny Minicuna con mosquitera
Muy similar a las anteriores, su lateral es abatible y si altura es regulable. Tiene 4 posiciones que van desde los 35 cm hasta los 52 cm. Otra peculiaridad, además de la mosquitera (solo útil si subimos el lateral), es que se puede usar como balancín. Trae un colchón transpirable y un sistema de anclaje a la cama de los papás. Sus medidas, una vez montada, son 95 cm de largo x 70 cm de ancho.

Si te gustan más las minicunas de madera, estos modelos te van a encantar:

Interbaby - Minicuna de madera completa
Esta minicuna trae las correas para acoplarla a la cama de los papás, incluso si la cama es tipo canapé. La madera es de haya maciza lacada en blanco con materiales no tóxicos. Incluye colchón, colcha con relleno, almohada y chichoneras. Tiene ruedas para moverla fácilmente por la casa. Los compradores señalan que ofrece muchas alturas posibles, hasta en camas de 65 cm de altura. Como contra, coinciden en que el colchón no es de suficiente calidad, y algunos optan por comprar un colchón a parte. Sus medidas, una vez montada, son de 90 cm de largo x 55 cm de ancho. El colchón a comprar debería ser de 80 x 50
Rebajado
Fillikid minicuna de madera
Esta minicuna se adapta a camas normales y camas canapé, gracias al cinturón que trae. Su altura se puede ajustar a 5 niveles, de 54 cm hasta 70 cm, por lo que es ideal si tu cama es alta. Está hecha en haya maciza y barnizada con productos seguros. Sus medidas son 94 cm de largo x 46 cm de ancho, por lo que es un cama estrecha pero larga, y soporta hasta 20 kilos. NO incluye colchón ni vestiduras, solo la estructura, las ruedas y la correa. El colchón a comprar debería ser de 90 x 40 cm.
Waldin Cuna de Colecho
Esta minicuna es muy económica y versátil. Se puede poner a 10 alturas distintas, desde 27 cm hasta 55 cm. Como peculiaridad, esta minicuna trae un tabla de ensanche de 15 cm para que se pueda acercar al colchón de los papás. Así pues, las medidas de esta minicuna son 95 cm de largo x 45 cm de ancho (sin la tabla de ensanche) o 60 cm de ancho (con la tabla de ensanche). El colchón que trae también es divisible: puede ser de 90 cm x 40 cm o de 90 cm x 55 cm). También trae las correas para acoplarla a la cama, dosel, edredón, chichoneras en diferentes modelos a elegir… Como ves, muy completa.

2. Cuna de colecho grande

Las cunas de colecho grandes son muy útiles cuando la minicuna ya se le ha quedado pequeña (suele ser hacia el mes 8 – 10). 

Sin embargo, para algunas familias este tamaño grande es el que usan desde el principio. Es decir, no compran la minicuna, sino que directamente compran la cuna de colecho grande para aprovecharla desde que nace hasta los dos años o más

En ese caso, quizás los primeros meses la cuna se ve demasiado grande para un bebé recién nacido, pero eso se puede solucionar con un nido de bebé o un reductor, de lo que te hablaré más adelante.

Cómo son las cunas de colecho

La cuna de colecho grande suele medir 120 cm de largo por 60 de ancho, aunque según el modelo puede haber diferencias. Como ves, con 120 cm de largo ya te da para bebés más grandes y hasta niños pequeñitos, por lo que podrás usarla bastante tiempo, justo hasta el paso a su cama individual, ya sea en un dormitorio privado o en la habitación de los papás.

Las cunas de colecho siempre son de madera, y una de sus paredes se retira por completo para que la puedas acoplar a la cama de matrimonio.

Tienes que fijarte, básicamente, en las alturas posibles de la cuna, para garantizar que una vez instalada y con el colchón encima, la cuna de colecho quedará al mismo nivel que la cama de los papás. 

Otro aspecto fundamental, es verificar que incluya las correas para sujetar la cuna y la cama. Generalmente vienen incluídas, pero si no, siempre puedes comprarlo a aparte.

Si temes que haya un hueco entre la cuna de colecho y vuestra cama, porque vuestra estructura ocupa espacio más allá del colchón, te convendrá decantarte por una cuna de colecho que disponga de una ala, es decir, una estructura que se alarga más allá de las patas de la minicuna. Con esto se consigue ensanchar unos centímetros la cuna. Así, terminan coincidiendo el colchón de la cuna con el colchón de los papás. Es el caso de la minicuna Waldin que te enseñe anteriormente.

Aquí te dejo los modelos que mejor reúnen estos requisitos:

Nuru Cool Dreams
Cuna de colecho de diseño elegante y limpio. Medidas una vez montada: 120 cm de largo x 60 de ancho. Diez alturas distintas, desde 25,5 cm hasta 49,3 cm. Incluye el kit de colecho para que puedas ajustarla a la cama sin problemas: correa y espuma para colocar entre la cuna y la cama. No incluye el colchón, aunque puedes añadirlo al pedido si quieres.
Rebajado
Axia Cool Dreams
Cuna de colecho de la misma marca que la anterior, y por tanto, muy similar en medidas (120 cm de largo x 60 de ancho) y varias alturas posibles: desde 27 cm a 49,3 cm). También incluye el kit de colecho, y además trae la bajera y la encimera de regalo. No incluye colchón.
Mundi bebé Cuna colecho
Esta cuna mide 120 cm x 60 cm, y uno de sus laterales es abatible. Incluye el kit de colecho y tiene varias alturas distintas, desde 35 cm hasta 69 cm, ideal para camas altas.

Nidos o reductores para bebés

Como decía al principio, si vas a usar una cuna grande de colecho desde el principio, puede ser muy útil meter dentro un nido o un reductor, para que el bebé recién nacido esté más recogido y se sienta más seguro. Los papás os quedaréis tranquilos sabiendo que vuestro bebé no se moverá hacia abajo de la cuna, y el bebé se sentirá en un entorno más protegido y similar al que tuvo en el útero materno.

Estos son los nidos que más me han gustado:

Nido para Bebé Ullenboom
Un nido muy blandito y agradable al tacto, de algodón Oeko-Tex, lavable y disponible en diferentes colores. Su tamaño es de 55 cm x 95 cm. Se puede desatar la parte inferior para bebés más grandes.
Nido para Bebé Aolvo
La forma rectangular de este nido es muy práctica por si lo quieres tener en la cama de matrimonio, entre los cojines de los papás. Lavable, con almohada incluida, en diferentes modelos y de tamaño 90 cm x 55 cm, también se puede desatar por debajo.
Rebajado
Nido para Bebé Luchild
Material 100% algodón, antialérgico. Medidas de 85 x 50 cm, reversible, se puede desatar por debajo para hacerlo más grande. Es uno de los más elegidos y bien valorados.

Colchones para minicunas y cunas de colecho

En cuanto al colchón, algunas cunas de colecho ya lo traen incorporado, y su calidad es correcta. Otros lo traen pero algunas familias comentan que su calidad no es la esperada, y deciden comprar uno de su elección. Y otras cunas, directamente, no lo incluyen.

Puedes fijarte en los comentarios de otros clientes para valorar si merece la pena o no. En todo caso, yo me esperaría a recibir la cuna antes de comprar el colchón y comprobar la calidad del colchón si es que lo incluye. A veces, lo que a unas familias les parece demasiado sencillo para otras está la mar de bien.

De todas maneras, te dejo aquí algunos colchones por si quieres echarles un vistazo: 

Tecnocolchón
Viscoelástico, en diferentes medidas (para minicuna y para cuna), reversible, transpirable, hecho en España y muy bien valorado por los compradores.

Ecus Kids
Viscoelástico, efecto antiasfixia, doble cara, una para verano y otra para invierno. Transpirable, con tratamientos anti-ácaros y anti-bacterianos. Medidas para cuna de 120 x 60.

3. Dormir en la cama de matrimonio con los papás. 

Esta opción también es muy interesante, sobretodo si tenéis una cama lo bastante ancha como para estar los tres sin sentiros demasiado limitados de movimiento. 

Muchas familias acaban durmiendo así. Aunque inicialmente compraron la cuna normal (no la de colecho) y prepararon el dormitorio del bebé, cuando éste llega se dan cuenta de que lo más práctico para todos es dormir juntos. Entonces, para no comprar otra cuna, terminan metiéndose todos en la cama. ¡Está bien! Pero si ya intuyes que esto ocurrirá, mejor elige una cuna de colecho que también sea cuna normal (todas ellas lo son). Así, cuando llegue el bebé, podrás usarla de la manera que mejor os convenga.

Para otras familias es la opción favorita, incluso sabiendo que harán colecho desde el principio. Entonces, pueden comprar una cama un poco más ancha y así podrán usarla los tres hasta que el bebé ya se haga mayor. 

Si dormís todos en la cama de matrimonio y el bebé está en medio, puede ser útil delimitar su espacio para no terminar todos desordenados (aunque eso posiblemente acabe sucediendo). Utilizar un nido de bebé puede ser muy útil. 

4. Barreras protectoras

Si el bebé duerme a un lado de la cama, lo mejor es colocar una barrera protectora para evitar accidentes. Algo de este estilo:

Rebajado
Jané, barrera cama
Una barrera para cama de las más valoradas. Tiene los bordes acolchados, es abatible, lo que facilita poder hacer la cama solo bajando la barrera, y se ajusta bien al borde de la cama. Sus medidas son 110 cm de largo y 45 de alto.
Rebajado
Mundibebé barrera grande
Esta barrera mide 180 cm de largo x 66 cm de alto, resulta ideal para la cama de matrimonio. Es abatible con un sistema de pulsador muy práctico. Apto para canapé. Se sujeta a la cama con unas correas.

La barrera puede retirarse cuando el bebé ya tenga suficiente autonomía para subir y bajar solito. Coloca un taburete para que le resulte fácil y así podrás practicar el colecho siguiendo la filosofía montessori.

En resumen, hay muchas opciones para practicar colecho y seguir, igualmente, la filosofía montessori. Lo más importante es que cada familia valore las opciones disponibles y decida lo que es mejor para sus necesidades, su espacio disponible y sus deseos. No hay una sola forma de colechar. Ni una noche igual que la anterior. Tendréis que adaptaros a lo que os funciona mejor y seguir su ritmo.

Última actualización el 2020-02-23 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados