Diseñar una habitación Montessori

Diseñar una habitación montessori es bastante sencillo. Lo más importante es elegir mobiliario adaptado a la altura de la niña o el niño que usará esa habitación: Una cama baja para subir y bajar con autonomia, y muebles bajos, sin cajones ni puertas, para coger los juguetes, materiales y ropa fácilmente. Y es que, si algo define a una habitación montessori es que se diseña pensando especialmente en las necesidades de los niños, y en fomentar su autonomía tanto como sea posible.

La idea es que la habitación montessori sea un entorno seguro y que el material a su alcance sea adecuado para la etapa en la que está. Por eso, la dificultad radica más en crear un ambiente preparado e irlo adaptando a medida que crece, que no en diseñar la habitación montessori en sí misma. Pero sea como sea, mi intención es darte todas las claves para que te resulte fácil.

 

Empecemos por lo más importante al diseñar una habitación montessori:

 

Donde va a dormir tu peque?

Muchas familias practican colecho hasta que los niños tienen 4 o 5 años aprox (hay quien más, hay quien menos). En ese caso, el espacio para dormir es el dormitorio familiar. Haz clic aquí si te interesa el colecho o estás buscando alguna cuna de colecho, tienes información ampliada y muy útil sobre el tema. Si os organizáis de esta manera, la habitación montessori será un espacio de actividades, juegos y aprendizajes en lugar del dormitorio en sí mismo, por lo que no será necesario incluir una cama. De todas maneras, muchas familias la incluyen igualmente, pues la utilizan para las siestas, para relajarse, mirar cuentos, escuchar música, etc.

Pero en otros casos, la habitación montessori es también el espacio para dormir. Entonces, sí o sí, querrás tener una cama baja. Es el elemento más característico de las habitaciones montessori, además de ser adorable!

 

habitación montessori

 

Hay muchos tipos de camas diferentes: desde las que tienen forma de casita, como la de la foto, hasta las que tienen forma de tipi. También hay camas más básicas, sin demasiados adornos. ¡Esto va a gustos de cada familia! Lo importante es que la cama sea baja para que tu peque tenga autonomía, a partir de ahí, el estilo de la cama es cosa vuestra.

Si estás en la búsqueda de una cama baja para la habitación montessori de tu peque, te recomiendo la sección de camas montessori. Puedes acceder haciendo clic en la siguiente imagen:

Habitación Montessori: elegir los muebles adecuados

Una vez elegida la cama, el siguiente aspecto que debemos tener en cuenta es el mobiliario para la habitación montessori.

Como te decía, los muebles montessori deben ser de una altura adecuada para que los niños puedan acceder a sus juguetes y materiales. Además, otra característica es que a simple vista los niños puedan ver lo que hay en su interior. Las estanterías bajas son la mejor opción, pues no tienen cajones ni puertas que oculten el interior o que dificulten el acceso.

 

Lo mismo ocurre con los armarios o perchas. Una altura adecuada permitirá a los niños ser autónomos al elegir sus prendas (eso sí, poniendo a su alcance la ropa adecuada para la estación en la que estéis y guardando en otro lugar la que no quieres que se ponga). 

He preparado una selección de muebles que se ajustan bastante bien a estas características, te animo a que la visites, seguro que encuentras algún mueble que encaja en las dimensiones de la habitación y cumple con tus expectativas. Haz clic en la imagen para verlos.

¿Cómo organizar los materiales y juguetes en una habitación Montessori?

En una sala montessori es importante mantener el orden y la armonía visual. No queremos sobreestimular a los niños con 50 juguetes. Y más teniendo en cuenta que están a la vista.

Entonces, se trata de tener pocos materiales al alcance, pero bien elegidos según la etapa en la que se encuentra nuestro hijo/a. Hoy en día la mayoría de niños tienen más juguetes de los que pueden valorar, y no es que esté absolutamente en contra de eso, pero sí de ofrecerselos todos en el mismo lugar y a la vez.

En Montessori, cada etapa tiene sus juguetes y sus materiales.  Si tienes algunos juguetes que ya no usa porque son de una etapa anterior, puedes guardarlos en una zona de almacenaje fuera de su alcance (por si algún día los volvéis a necesitar…) o bien donarlos o revenderlos. ¡No acumules lo que ya no usas, menos es más!

estanterias montessori

Si por contra, tienes juguetes que le regalaron o compraste pero aún no ha alcanzado la etapa para disfrutarlos, guárdalos en un lugar al que no pueda acceder hasta que llegue el momento.

En la habitación Montessori deja solo aquellos materiales y juguetes que le interesan realmente en el momento actual, y ves haciendo rotación cada uno o dos meses. Por ejemplo: si hay juguetes a los que ya no presta atención, retíralos por un tiempo y sustitúyelos por otros. Así siempre habrá novedades con las que jugar y aprender, sin sobrecargar la estancia.

Para hacer todo eso, necesitaremos cajas de almacenaje para guardar los juguetes. He hecho una recopilación de las que me parecen más idóneas. Por ejemplo, que sean de plástico transparente para que puedas ver fácilmente lo que hay en el interior, y que tengan diferentes medidas para acoger a diferentes tipos de juguetes y tenerlos bien colocados y protegidos. También encontrarás las clásicas bandejas montessori donde colocar los materiales para llevarlos de la estantería a la zona de juego fácilmente. Puedes echarle un vistazo haciendo clic en la imagen:

Decorar una habitación Montessori

Y llegamos ya a la parte final del diseño de nuestra habitación montessori. Una vez colocada la cama, las estanterías y armarios y los juguetes tienes la sala a punto para utilizarla, pero si quieres darle un toque personal, nunca está de más un poquito de decoración. Eso sí, sin sobrecargar.

Recuerda que en una habitación montessori los elementos que deben llamar la atención son los materiales en si mismos, no el entorno. Por eso, las paredes no se suelen pintar con colores estridentes. Se apuesta más bien por el blanco, diferentes gamas de grises, tonos mint, o colores crema suaves.

Eso sí, se pueden colocar algunos cuadros en la zona superior de la pared para decorarla, algunas guirnaldas en zonas estratégicas, cojines bonitos en la cama o la zona de descanso… ¡Que sea un espacio tranquilo no quita que sea soso!

Puedes ver algunas ideas de decoración haciendo clic en la siguiente imagen.

Cómo es una habitación Montessori

Espacio seguro

Como va a ser un lugar adaptado al niño, la característica principal es que sea un espacio seguro. Procura que no haya ningún peligro, como enchufes, elementos que pudieran caerle encima… Es recomendable anclar las estanterías a la pared, y especialmente los armarios. También debemos vigilar con las esquinas de los muebles y ponerle algún protector si vemos que es demasiado puntiaguda y está en una zona de paso frecuente. Con estas medidas, podremos darle la autonomía y libertad que queremos. Nos ahorraremos disgustos y sobre todo, estar diciendo continuamente «vigila con eso», «no toques esto», etc. La habitación montessori es un lugar seguro y adaptado al niño/a donde todo lo puede explorar y donde puede sentirse seguro, dando rienda suelta a su curiosidad y sus posibilidades.

También es recomendable que el suelo sea cálido, pues en la pedagogía montessori muchas actividades se realizan en el suelo. Si el piso es de madera, fenomenal. Puedes hacerte con un tapete montessori para colocar el material encima sin dañar el pavimento. Otra alternativa es poner una alfombra en el centro de la sala para jugar encima.

Adaptado a su momento evolutivo

No es lo mismo una habitación montessori para peques de un año que para niños de dos, tres, cuatro años… A cada edad necesitan unos materiales y juguetes distintos. También tendremos que ir adaptando los muebles a su crecimiento. Por eso, lo ideal es diseñar un espacio versátil que se pueda adaptar a los diferentes períodos. Los papás nos mantendremos atentos a sus necesidades e intereses para ir añadiendo nuevos estímulos o retirando los que ya no sean útiles.

Armonía y tranquilidad

Las habitaciones montessori son espacios de colores neutros y naturales, con la intención de transmitir belleza y armonía sin estimular excesivamente los sentidos. El orden es fundamental para lograr este ambiente. Cada cosa tiene un lugar, y cuando se termina de jugar, se lleva a su sitio antes de sacar la siguiente. Inclulcar estas rutinas es muy beneficioso para los niños, y les permite concentrarse en lo que están haciendo.

Otras secciones que podrían interesarte